¿Sabes cómo hacer reformas en tu hogar sin tener problemas?

 In Arquitectura y decoración, Sector Inmobiliario, Sin categorizar

Hace unos años que el porcentaje de reformas en los hogares ha crecido considerablemente. Ya sea por las últimas coletadas de la crisis o la falta de oferta para poder cambiar de hogar, se decide modificar el inmueble para mejorarlo y seguir viviendo de él o para sacar más beneficio en caso de querer vender ya que, según los expertos, se puede llegar a revalorizar hasta un 20% de su precio de la tasación en origen.

Hacer reformas en casa, sin embargo, puede ser más enrevesado de lo que pensamos. Aparte de lo que implican unas obras, ya sean obras menores o mayores, con respecto a los que viven si no hay posibilidad de cambiar de domicilio mientras se llevan a cabo, se deben tener en cuenta otros puntos a nivel legal y económico para evitar que las reformas se conviertan en una pesadilla económica, sobre todo.

Aquí te damos algunas recomendaciones:

Primero, el presupuesto

Un presupuesto de obras para hacer reformas no es una tarea fácil. Primero, elegir el proveedor después de ver diferentes y decantarnos por precio, calidad o tiempo. Por otro lado, los materiales y su calidad, que puede hacer variar mucho el precio final, por eso es importante pedir un desglose de todo lo que se utilizará. Una vez tenemos esto decidido tenemos que cerrar también la duración estimada para llevar a cabo las reformas y tener en cuenta también el IVA.

Segundo, el contrato

Después de pedir el presupuesto y aceptarlo debe plasmarse en un contrato válido firmado por las dos partes donde aparezca todo lo acordado anteriormente de una forma clara y específica para evitar cualquier problema posterior. Así pues, deberá aparecer el precio final, la forma de pago, la fecha de entrega, las calidades pactadas y las penalizaciones por retrasos en la entrega. Además de todas las cláusulas necesarias para que las reformas sean todo un éxito.

Tercero, les licencias de obra

Es, quizás, uno de los puntos más importantes si no queremos caer en un error legal muy grande. Debemos tener presente que no todas las obras necesitan  licencia y cada uno de los permisos se otorgan en dependencia de cada ayuntamiento. Sabiendo esto, hay tres tipos de obras por las que se debe pedir permiso:

  • Modificación de la estructura del inmueble
  • Alteración de elementos comunitarios
  • Cambio de uso (local – vivienda, vivienda-local)

Las solicitudes se deben hacer en nombre del propietario o promotor.

Cuarto, como gestionar las molestias ajenas

La realización de obras de reformas siempre puede molestar a los vecinos por eso es muy importante avisarles. Además, debemos saber que se deberá avisar a la comunidad de vecinos y pedir permiso obligatoriamente. Por otra parte, siempre que se disponga de todos los permisos pertinentes sólo será una cuestión de deferencia mantener informados a los vecinos para que conozcan los horarios de obras y tengan en cuenta los ruidos que se puedan derivar.

Recent Posts

Leave a Comment